spot_img

Viaje al corazón de la Pachamama


Periodistas locales, nacionales e internacionales compartieron la experiencia de una fiesta de profunda raíz cultural y ancestral. Derroche de emociones que se compartieron junto a los integrantes de la comunidad collas unidos y a los turistas. Bailes, música nativa y un sentimiento de arraigo que unió a todos en honor a la madre tierra.

El viaje

Calchiquímix tuvo una nueva posibilidad de presenciar el acto central de la 14º Fiesta Nacional de la Pachamama edición 2009 en una de las localidades más pintorescas de salta, San Antonio de los Cobres.

El 1 de agosto desde el Ministerio de Turismo a las 7.15 horas partieron dos colectivos con periodistas y turistas invitados a bordo. hacía la mística ciudad puneña. Durante el viaje por ruta 51 que duró 4 horas aproximadamente, se realizaron actividades de integración muy divertidas ideadas por Rene Ramos y Ariel Mogrovejo, miembros de la Comisión Organizadora.

Cada periodista se presentó con un alto parlante en mano y así fuimos conociéndonos un poco más. De fondo la diversidad de árboles al costado de la ruta nos anticipaban los bellos paisajes por conocer.

Las horas pasaban y con la aparición en escena de los primeros cactus la ansiedad se hacia presente que desaparecía de vez en cuando con alguna que otra broma que inundaban de risa el micro.

Mientras algunos todavía dormían, una montaña nos dio la bienvenida con un mensaje escrito con piedras blancas que decía “Bienvenido a San Antonio de los Cobres” (se encuentra a 3700 metros sobre el nivel del mar y a una distancia de 164 Km. desde la capital salteña) y fue en ese instante en el que las caras felices sobraban y unas cuantas lagrimas se asomaban por tanta felicidad y sensaciones difíciles de explicar.

jpg_Pacha7.jpgSus colores azul del cielo puro, verde y amarillo de sus cactus y tolas, marrón, blanco y gris de su tierra y piedras formaban una postal gigante que se imponía con fuerza ante nuestros ojos.

La Bienvenida

Bajamos del colectivo a las 11.30 horas en la Hosteria de las Nubes, en la puerta nos esperaba el Cacique de la Comunidad de Collas Unidos Miguel Siares. En el hostal y nos esperaban con mate y exquisitos bollos caseros. Como si fuera poco sonaban los acordes de “La vicuñita” en vivo. Eran los Huayras banda de folclore local que con sus quenas, zampoña, charango y bombo nos contaron historias a través de su buena música andina.

Cuando casi terminábamos el desayuno el Cacique Siares se dio lugar para decir algunas palabras emocionado y con el llanto a medio salir dijo “Solo tengo palabras de agradecimiento, ¡gracias!, ¡muchas gracias! queridos periodistas, queridos turistas que hoy vinieron a vivir la fiesta de nuestra madre tierra. Es difícil explicarles lo que es la Pachamama para mí, la llevo aquí adentro, en el corazón, ella nos da de comer, nos cuida, nos protege y los protege…

jpg_Pacha8.jpgPachita querida en este día vamos a brindarte todo lo que te mereces… Espero que sea una verdadera fiesta, no olvidemos que nuestras costumbres vienen de generación en generación transmitida por los abuelos y que gracias a ustedes puede ser conocida en todo el mundo… ¡Que nuestra identidad no se pierda! Pachamama Madre Tierra ¡Cusilla! ¡Cusilla!”

“Pachamama”

Es la diosa suprema honrada por los pueblos aborígenes que habitan el Noroeste Argentino, Bolivia y Perú. Ella es considerada la madre (Mama) que engendra la vida, la nutre y la protege. Su nombre es popularmente traducido como “Madre Tierra”, aunque el significado arcaico de “Pacha” no estaba solamente referido a la tierra sino al universo y al tiempo.

La Fiesta

A las 13 horas, luego de un pequeño descanso los trabajadores encargados de servir a los invitados nos llamaron para entrar al comedor para disfrutar de un menú regional, exquisitas empanadas de carne, “locro” y de postre “anchi”.

jpg_Pacha9.jpg“Panza llena y el corazón contento…”, partimos en colectivo hacia la Estación FF.CC Gral. Belgrano, organizado por la Comunidad de Collas Unidos de San Antonio de los Cobres. Ya estaba preparado “El Cayaco”, un pozo abierto en la tierra en donde durante la ceremonia se depositan las ofrendas alcohol, ginebra, vino, chicha, cigarrillos, coca y alimentos como empanadas, kikincha (un guiso), mote, habas, tamales, humitas y locro para agradecer y alimentar a la Pachamama.

Previo a la apertura del pozo se procede a sahumar la tierra, es decir se coloca el tiesto con las brazas y sahumerios en el pozo y se lo tapa con un poncho, rebozo o alguna manta, y se lo deja por espacio de una media hora. Mientras tanto la tierra que se ha sacado se lo coloca en un borde y en ese lugar se depositan los cigarrillos encendidos por cada uno de los presentes, encendido sin haber hecho una pitada, y de acuerdo, a como se va fumando la tierra el cigarrillo así les ira durante el año.

El Acto Central comenzó a las 15 horas con la apertura a cargo del Cacique Siares y continuado por otros miembros de la Comunidad de Collas Unidos de San Antonio de los Cobres. Rodeaban a los protagonistas principales videocámaras, cámaras fotográficas y micrófonos de diversos medios periodísticos atentos a cada movimiento.

Tapado el hueco en la tierra con las ofrendas y luego de gritar al cielo ¡Pachamama Madre Tierra! ¡Cusilla! ¡Cusilla! el charango rompió el respetuoso silencio soltando las primeras notas para animar a la quena y al bombo y de esa manera cantar “Ojos Azules” “Ojos azules no llores no llores ni te enamores. Lloraras cuando me valla. Cuando remedio ya no haya. En una copa de vino quisiera tomar veneno, veneno para matarme veneno para olvidarte…” y comenzó la fiesta.

jpg_Pacha6.jpgBailamos, cantamos y vivimos una verdadera fiesta llena de música y colores que pintaban una tarde perfecta en donde el sol reflejaba sonrisas llenas de felicidad. Es la magia inexplicable de la Pachamama que se apoderó de nuestros cuerpos y juntos rodeamos “El Cayaco” entregados al ritual andino, tomados de la mano al compás de la música.

Detrás, la feria artesanal exhibía cerámicas y tejidos de lana de llama y vicuña. La cerámica Colla es negra sobre blanco, negra sobre el fondo natural y negra y rojo sobre fondo blanco. Las formas son jarras típicas con asas, jarros ovoides, ollas de cocina, cántaros grandes y numerosos platos. La decoración es casi exclusivamente geométrica a veces con reborde blanco, en escalonados zig-zag y pequeños espirales el conjunto de los motivos es tanto horizontal como vertical.

Los Collas y sus rituales

En las casas, las familias collas que entienden que por ser la carne el alimento más importante, sacrifican a un animal al que se le extraen el corazón, el cual se ofrece a la Pachamama.

Existen algunos rituales en los que los collas consumen ciertos alimentos con la creencia de que se verán beneficiados por la Pachamama, gracias a su consumo.

La Mesa, es la confección y ofrenda de diversas figuras de elementos de uso cotidiano y “mágicos”, confeccionados con harina y agua. Esta ofrenda que es de carácter privado, nos habla de la gran carga ritual de este grupo étnico y que los enlaza con los aymaras del norte grande.
Lengua y religión

La religión es un elemento central en la cosmovisión del mundo Colla. Su deidad principal es la Pachamama (madre-tierra) y el inti (el sol). Existe una profunda vinculación entre su vida y la de los animales, ya que estos forman parte de su subsistencia. En el momento de hacer ofrendas a la Pachamama, los collas utilizan a los animales, por lo que estos están presentes en la mayoría de sus rituales.

jpg_Pacha10.jpgProducto de la llegada de los españoles y junto al proceso de colonización, la religión Colla recibe las primeras influencias del cristianismo y la religión católica. Es así como asumen la celebración de santos cristianos, pero estos tienen un significado diferente relacionado con la naturaleza, ya que son invocados como patrones del ganado, la lluvia, etc.

En la actualidad en la sociedad dominante, el grupo Colla en su mayoría habla el español. Los collas del noroeste argentino, los cuales también han perdido su idioma original, hablan actualmente una mezcla de castellano antiguo con quechua y aymara.

La vuelta a casa

Con la cara, la ropa y el cabello cubiertos de arena y felices de haber vivido uno de los momentos más emotivos de nuestras vidas era el turno de regresar al Hostal y prepararnos para la vuelta. Es difícil la despedida… Los empleados del hostal nos esperaban con una rica merienda y a las 19 horas, retornamos rumbo al punto de encuentro inicial.

Con el sol a medio ocultarse los niños de la Puna con sus rostros y manos “paspadas” (duras y curtidas por el frío) nos despedían y el cartel de la montaña que nos recibió se hacia cada vez más pequeño, hasta que desapareció. Los cerros taparon el sol y el famoso “Tren a las nubes” volvía a la Ciudad de Salta por el costado de la ruta 51, y en la oscuridad sus ventanas iluminaban la noche como una ciudad móvil que se desplazaba entre las montañas.

Por un momento el colectivo se mantuvo en silencio, pero los que viajábamos no dormíamos, todos mirábamos al techo sonrientes, seguramente recordando la maravillosa tarde que pasamos. La Fiesta Nacional de la Pachamama no es solo un atractivo turístico, es mucho más que eso, magia pura que junta a personas desconocidas y los hace amigos.

La Pachamama es sentir que hay una identidad que se mantiene latente y nos muestra que la aculturación no existe sino que algunos aspectos de la cultura cambian, propios del avance tecnológico, económico y social, pero que la esencia, nunca muere… ¡Pachamama Madre Tierra! ¡Cusilla! ¡Cusilla!.

  • Agradecimientos:
  • Comisión Organizadora en Salta René Ramos y Ariel Mogrovejo

    Comisión Organizadora de la Comunidad de Collas Unidos de San Antonio de los Cobres.

    Hostal de las Nubes. A sus empleados que nos atendieron como en casa.

    Al chofer de Ale Hnos. que nos llevo y nos trajo sanos y salvos.

    Colegas periodistas de la prensa local y nacional.

    Niños copleros y lugareños.
  • Informe, fotos y video:
  • Ariadna Yanel Romero Casale, y Nahuel Carrasco Nieto.

    Estudiantes de 3er. Año de la Carrera de Licenciatura en Ciencias de la Comunicación de la UNSa.

    Especial para Calchaquimix.

Artículos de la misma sección

últimos articulos

Los más populares

Publicidad

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img