spot_img

Murió Groppa el poeta de la luz

El miércoles 4 de mayo, a las 22.15 horas, falleció en la ciudad de Jujuy, el gran poeta Néstor Groppa. El prolífero escritor y académico fue uno de esos hombres fundamentales de la literatura argentina, como afirma Jorge Luis Borges en su poema Los Justos, están salvando al mundo.


Nació en el sur de la provincia de Córdoba, en el pueblo de Laborde. Se radicó de muy joven en la ciudad de Jujuy en donde trabajó de maestro y desarrolló su inmensa obra literaria y cultural, constituyéndose en uno de los grandes poetas argentinos, en una referencia imprescindible en el Noroeste Argentino.

Publicó más de 100 libros entre propios y ajenos, dirigió durante décadas el suplemento cultural del diario El Pregón, editó revistas literarias que marcaron hitos en la literatura del Noroeste argentino, como fue la revista Tarja, publicó innumerable artículos y notas literarias.

Su labor fue incansable y permanente. Sus bellisimas ediciones de libros y revistas fueron obras de arte perfectas. Se caracterizó por la gran capacidad de trabajo, por la enorme seriedad y dedicación con la que llevó a cabo su larga actividad cultural. Su generosidad y su voluntad fueron inclaudicables, fue un venerado maestro para todos los escritores y poetas argentinos.

Néstor Groppa a muerto en lo biológico, pero él continúa y continuará viviendo por largos años en su obra, en su enseñanza, en sus discípulos, en la memoria de sus amigos, en el amor de su esposa Nelly, en sus hijos, en las futuras generaciones y en todos aquellos que tuvieron la suerte de conocerlo o de leer su obra.

La literatura argentina le debe demasiado, todos le debemos demasiado. Néstor Groppa fue uno de esos hombres fundamentales, como afirma Jorge Luis Borges en su poema Los Justos, están salvando al mundo. Sus restos son velados en la sala Arenales, ubicada en Arenales 1145 de San Salvador de Jujuy.

  • Antonio Gutiérrez

Briografía del poeta

Groppa había nacido en Laborde, provincia de Córdoba, el 17 de junio del año 1928, llegó a Jujuy en 1952 y hasta 1955 ejerció como maestro en la Escuela de Tilcara en plena Quebrada de Humahuaca, donde conoció al también poeta y académico Jorge Calvetti y al pintor Medardo Pantoja.

Publicó 33 títulos, como “Taller de muestra” (1954); “Indio de Carga” (1958); “En el Tiempo Labrador” (1966), uno de su más bellos libros; “Carta terrestre y catálogo de estrellas fugaces” (1973); “Todo lo demás es cielo-los cielos que volaron y los cielos que espero (1974).

En el 2006 publicó Este Otoño un libro de poemas y prosa poética, donde evoca a su madre, su padre, abuelo, el pago chico, los atardeceres y las cosas que lo enternecían a veces hasta las lágrimas como un hombre de extrema sensibilidad.

El año pasado había concretado la edición del tomo X de su notas publicadas en el diario Pregón, donde ejerció el periodismo cultural desde 1960 hasta el año 2001, y en las que profesó el amor por la ciudad, su gente y dio muestras de su erudición.

Lucero del Alba Estrella del Pastor, esa fina luz de siempre tejida muy lejos destejida por el ángel de cada amanecer es su último libro publicado el año pasado, dejando tres obras inéditas.

Groppa fue cofundador y codirector de la Revista Tarja, un ícono de la literatura del Noroeste Argentino y el país junto con Jorge Calvetti y Medardo Pantoja, en la que colaboraron, entre otros los poetas, Manuel J. Castilla, Raúl Aráoz Anzoátegui, Andrés Fidalgo y el novelista Héctor Tizón y tuvo ilustraciones de notables grabadores y plásticos consagrados.

Hacia el año 1967 fundó y dirigió la revista Pliegos del Noroeste. Fue el primer Secretario de Publicaciones de la Universidad Nacional de Jujuy entre 1988 y 1994, donde llegó a publicar 47 títulos y 4 reediciones, entre las que figuran la reedición de Prosa y Poesía en Jujuy.

Fundador de la editorial buenamontaña, logró publicar 35 títulos. En el año 1996 fue incorporado como Miembro Correspondiente de la Academia Argentina de Letras y en el año 1997 fue nombrado profesor extraordinario de la Universidad Nacional de Jujuy.

Desde el año 1980 es miembro correspondiente de la Academia Interamericana de Puerto Rico, fue distinguido reiteradas veces por la SADE y tuvo un diploma de Honor del Instituto Literario y Cultural Hispánico Westminster-California-USA por su valioso aporte a la Literatura Hispánica , entre otras distinciones.

El Fondo Nacional de las Artes le publicó una Antología Poética, la número 34, para la colección Poetas Argentinos Contemporáneos, que data del 2004.

Pocos quisieron a la ciudad de Jujuy como Groppa, quien solía levantarse a las cinco de la mañana para escribir en el altillo de su casa, al que refería como el palomar y luego realizar una caminata por el centro o los alrededores de la ciudad, siempre con su pequeña libreta de apuntes anotando versos y registrando el valor de la vida cotidiana, entre las cosas, los hombres y las mujeres de esta parte del mundo.

Artículos de la misma sección

últimos articulos

Los más populares

Publicidad

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img