spot_img

Adiós a la diva del cine Lauren Bacall

Fue una de las máximas divas del Hollywood clásico y falleció a los 89 años en Beverly Hills. La modelo y actriz Lauren Bacall, fue la diva del cine, una de las grandes figuras de las décadas del 40 y 50, esposa de Humphrey Bogart.

A los 17 fue tapa de la revista Harper`s Bazaar, que sorprendió al director Howard Hawks, quien tres años después la convocó para el clásico “Tener y no tener”, que hace 70 años la convirtió en una gran figura del cine estadounidense, y la acercó al entonces exitoso Humphrey Bogart, que sería su esposo entre 1945 y hasta la muerte del actor en 1955, con el que tuvo dos hijos, Stephen Humphrey Bogart y Leslie Bogart. La artista luego se esposó con Jason Robards en 1961 y se divorció en 1969.

Siendo una adolescente muy bonita, ingresó en la American Academy of Dramatic Arts, y pudo pagarse esos estudios trabajando como modelo y a la vez como acomodadora en un cine, antes de poder probar suerte en los escenarios teatrales neoyorquinos. Hija de emigrantes de Polonia y Rumania de origen judío que desembarcaron en el Bronx, Betty Joan Weinstein Perske, nacida el 16 de septiembre de 1924, comenzó su carrera en Broadway poco después de iniciada la Segunda Guerra Mundial.

Fue en 1942 cuando apareció en el elenco de “Johnny 2 x 4”, pieza en tres actos escrita y dirigida por Anthony Brown, carrera teatral que retomó mucho después, en 1959, cuando apareció en “Goodbye Charley” (1959), “Flor de cactus” (1965), los musicales “Aplausos” (1970) y “La mujer del año” (1981), y en Londres, el drama “Dulce pájaro de juventud” (1985), de Tennessee Williams.

En 1974 apareció en la multitudinaria “Crímen en el Expreso de Oriente”, de Sidney Lumet, según el relato de Agatha Christie, junto a Albert Finney, Martin Balsam, e Ingrid Bergman, entre otros, y finalmente “El tirador” (1976), de Don Siegel, junto a John Wayne.

Además del Oscar honorario de 2009, Bacall recibió varios premios, como el Cecil B. DeMille, en 1993, y el Globo de Oro como mejor actriz de reparto, en 1996, por “El espejo tiene dos caras”, filme por el que también recibió el lauro del SAG, el Sindicato de Actores de Estados Unidos. Por su desempeño teatral recibió premios Tony como mejor actriz de musical por “Aplausos” (1970) y “La mujer del año” (1981) y fnalmente por toda su carrera cinematográfica el Premio Donostia del Festival de San Sebastián en 1992.

Artículos de la misma sección

últimos articulos

Los más populares

Publicidad

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img